Noticias

Primeras impresiones de la Alfa cerrada de For Honor

Primeras impresiones de la Alfa cerrada de For Honor

0 comments 📅19 septiembre 2016, 18:50

El equipo de GoMultiplayer ha tenido la oportunidad de poder participar en la primera alfa cerrada del tan esperado juego de Ubisoft, For Honor, en su versión de PC. La prueba alfa se desarrolló durante los días 15 a 19 de septiembre, donde hemos podido disfrutar de los tres modos de juego y seis héroes que estuvieron disponibles durante el desarrollo de la prueba.

¿QUÉ ES “FOR HONOR”?

Para empezar este artículo de primeras impresiones, nos vemos obligados a introducir brevemente el juego para toda aquella persona que no lo conozca. For Honor es un juego que actualmente está siendo desarrollado por Ubisoft Montreal, de estilo hack and slash en el que los jugadores podrán escoger entre diversos guerreros de distintos tipos de procedencias históricas: caballeros medievales, vikingos o samuráis.

En For Honor, los jugadores se enfrentarán entre ellos en los distintos modos de juego utilizando un personaje a su libre elección de una de las tres facciones actuales del juego, para intentar alzarse con la victoria y derrotar a sus enemigos. El juego también dispone de un modo campaña para disfrutar en solitario y en cooperativo para dos jugadores, en el que los mismos tomarán el papel de una de las facciones disponibles para progresar a través de la historia. Por desgracia, la prueba alfa solo se centró en el modo multijugador.

CABALLEROS, VIKINGOS O SAMURAIS

Hasta el momento, For Honor cuenta con tres facciones: caballeros, vikingos y samuráis. Cada facción dispone de sus propios guerreros que cuentan con una personalización única, en lo que a armas, armadura y habilidades se refiere. Durante la prueba solo estuvieron disponibles dos guerreros por cada facción, lo que otorgaba a los jugadores seis posibilidades distintas a la hora de jugar. Cada personaje ejerce un rol determinante en el campo de batalla: mientras unos aguantan mejor los golpes, otros son más agiles y aprovechan los contrataques para acabar con sus enemigos.

Vamos a entrar un poco más en profundidad en las distintas facciones y los personajes que estuvieron disponibles:

  • Caballeros: Esta facción ha estado desorganizada durante varios siglos. Sin embargo, ahora están unidos bajo la bandera de la Legión Blackstone dirigida por Apolión y, hasta el momento, han conseguido defender Ashfeld, su hogar, de todos sus atacantes. Los caballeros que estuvieron disponibles durante la prueba fueron los siguientes:
    • Conquistadores: El estilo de lucha principal de estos personajes es el defensivo. Armados con un escudo y un mangual, intentarán desestabilizar a sus enemigos y acabar con ellos con sus potentes ataques. Los conquistadores pueden interrumpir ataques con un bloqueo estándar y su modo de defensa es extremadamente eficaz. Es un personaje de una dificultad media y que requerirá que los jugadores jueguen varias partidas con él antes de adaptarse completamente a su jugabilidad.
    • Guardianes: El estilo de lucha de los guardianes se adapta a la situación de los enemigos que se encuentren en el campo de batalla. Armados con una espada larga a dos manos tremendamente intimidatoria, pueden hacer trizas a sus enemigos con unos cuantos ataques simples. La dificultad de este personaje es sencilla, ideal para los nuevos jugadores que se adentren en el campo de batalla. Tanto su defensa como su ataque están equilibrados.

  • Samuráis: Esta facción fue nómada durante mucho tiempo y fue adaptándose al entorno que les rodeaba, pero finalmente construyeron un nuevo imperio cerca de las tierras de los vikingos y de los terrenos de los caballeros. Superados en número respecto a las otras facciones, los samuráis confían en sus habilidades para intentar sobrevivir. Durante la prueba, los samuráis disponibles fueron los siguientes:
    • Kensei: Los kensei son samuráis armados con nodachis, siendo algo más lentos que otras clases del juego. Sin embargo, esa lentitud la compensan con el enorme rango de combate cuerpo a cuerpo del que disponen. Los kensei son una clase de dificultad media y que se adapta bien en el campo de batalla, ofreciendo capacidades defensivas muy interesantes y devastadores ataques fuertes. El rango de la nodachi es una gran ventaja en la batalla.
    • Orochi: Esta clase destaca por su enorme agilidad y el manejo de la katana. Es una clase de dificultad moderada, por lo que no es recomendable su uso para los nuevos jugadores hasta que no conozcan los conceptos básicos del juego. Los orochi son asesinos, especializados en atacar a sus adversarios con un contrataque para luego asestar golpes certeros y rápidos con su katana. Un dato curioso de esta clase es que, a diferencia del resto, solo puede mantener las guardias por un tiempo limitado, por lo que los jugadores han de estar muy atentos para utilizar la guardia correcta en el momento adecuado.

  • Vikingos: La facción vikinga fue conquistada por los caballeros, sin embargo, acabaron huyendo hasta tierras desconocidas. Ahora han regresado para poder recuperar su antigua tierra, Valkeinheim. Los vikingos disponibles en la prueba alfa fueron los siguientes:
    • Berserker: Son una clase rápida, que acosa a sus rivales con cientos de ataques en cadena que no dejarán un solo segundo de descanso a sus enemigos. Y he ahí su mecánica, atacar sin descanso a su rival, encadenando golpes para acabar con su enemigo de manera rápida. Los Berserker están armados con dos hachas de manos vikingas. La dificultad de esta clase es moderada.
    • Invasores: Esta clase va armada con una enorme hacha larga a dos manos que se asegurará de machacar a cualquier enemigo en el campo de batalla. Los invasores pueden causar ataques incapacitadores y hacerles un gran daño a sus enemigos, ya que sus ataques son realmente devastadores. Es una clase sencilla y fácil de jugar, que se aprovecha de su arma para hacer ataques fuertes y versátiles, además de ataques en zona que pueden encadenarse.

PRIMEROS MOMENTOS

En los primeros momentos de la prueba, el juego nos obligó a seleccionar una facción principal al mismo tiempo que nos advertía que la decisión no influiría a la hora de la jugabilidad. Nuestra elección fue la facción de los samuráis y esta decisión solo afectó en una cosa: dependiendo de la facción seleccionada, el tutorial se realizaba con un caballero, con un vikingo o con un samurái.

El tutorial enseña al jugador lo básico del juego: como fijar un objetivo; como pasar de un objetivo a otro; como usar la postura de guardia; como bloquear ataques y finalmente como atacar a tu enemigo. Seguidamente el juego nos enseñará a como conquistar un punto y a esquivar.

fh-media-e3_2016-ss-full-09-being_knighted_255410

Destaca que el juego ofrece la posibilidad de jugar con teclado y ratón y con cualquier mando que funcione en nuestro ordenador. Tras varias partidas de prueba contra la máquina, acabamos decantándonos por el uso de un mando, a pesar de que los controles de teclado y ratón están sorprendentemente muy bien diseñados.

Al completar el tutorial obtuvimos una recompensa de dinero, que nos sirvió para desbloquear inmediatamente a los tres héroes restantes: el odochi, el berserker y el conquistador. El precio para desbloquear a un héroe era de quinientas monedas, pero desconocemos si el valor aumentará o permanecerá intacto en su versión final.

Los modos de juego que estuvieron disponibles durante la prueba cerrada eran tres: 1vs1, 2vs2 y 4vs4. Cada uno de estos tres modos se podía disfrutar en los tres mapas que se encontraban en el juego:

  • Overwatch
  • River Fort
  • Citadel Gate

PROGRESIÓN Y PERSONALIZACIÓN DE PERSONAJES

En For Honor, cada clase tiene una progresión de nivel especifica que nos irá otorgando distintas bonificaciones: desde nuevas habilidades para nuestro personaje, a emblemas que podremos utilizar para personalizar nuestra armadura. Al completar satisfactoriamente una partida, recibiremos una cantidad de experiencia acorde a nuestra puntuación en el juego, así como la posibilidad de obtener un objeto modificar a nuestro personaje, como, por ejemplo, una nueva empuñadura.

Una cosa que nos ha encantado de For Honor es la posibilidad de poder personalizar a nuestro personaje de la manera que nosotros queramos, dentro de unos límites. Podemos cambiar el género, personalizar las partes de nuestra armadura con emblemas y varias paletas de colores, etc. Si bien las opciones de personalización no son muy amplias, permitirán a los jugadores lucir sus diseños en el campo de batalla.

Por otro lado, hemos de mencionar que podemos mejorar a nuestro personaje y otorgarle mejores estadísticas mediante diversos objetos que vayamos obteniendo al terminar partidas y/o al subir de nivel. Por ejemplo, una nueva empuñadura puede otorgar al jugador una mejor velocidad de ataque, por lo que podrá atacar con mayor velocidad frente a un jugador que tenga el equipo estándar, sin ningún tipo de modificación. Existe la posibilidad de conseguir equipo aleatorio pagando una cantidad de monedas, para poder mejorar así a nuestro personaje.

JUGABILIDAD

Respecto a la jugabilidad, For Honor nos ha sorprendido. Visto desde fuera, parecía que este juego podría ser complicado de jugar, pero para nada ha resultado ser así. Después de un tutorial que explica los fundamentos básicos del juego y un par de partidas contra la IA, nos acabamos acostumbrando sin problemas a los controles del juego y a sus mecánicas, si bien algunas veces los nervios nos traicionaban y cometíamos pequeños errores que pagábamos caros.

Los usuarios de PC, como ya hemos comentado, tienen la posibilidad de jugar mediante teclado y ratón o usando un mando que funcione correctamente. Nosotros hemos jugado varias partidas con ambos periféricos y acabamos decantándonos por el uso del mando, más que nada por la comodidad que nos ofrecía. La experiencia de juego no cambia increíblemente, pero si se hace más cómoda utilizando un mando y creemos que incluso puede ofrecer una leve ventaja frente a jugadores de teclado y ratón. Pero, como en todo juego, la habilidad es lo que realmente cuenta.

fh_screen_kensei_gc_160817_920am_1471354568

En el tutorial del juego, solo enseñan a los jugadores los dos ataques básicos del juego: el ataque rápido y el ataque fuerte. En principio nos extrañó que no hubiese una mayor variedad de movimientos de ataque, pero confiábamos que a medida que avanzásemos en el tutorial, se nos presentasen variedades de ataque a tener en cuenta. No fue así, desgraciadamente.

Tras indagar un poco, descubrimos que cada personaje tiene una lista de movimientos propia, lo que permite a los jugadores realizar distintas combinaciones de ataque que, sin duda alguna, son de ayuda a la hora de enfrentarnos a nuestros enemigos. Es cierto que tras varias partidas contra otros jugadores, gran parte de los mismos solo se dedicaban a machacar los botones de ataque como si no hubiera un mañana, lo que nos sorprendió.

For Honor no es un juego diseñado para machacar botones. Si un jugador se dedica única y exclusivamente a lanzar ataques básicos, sus esperanzas de ganar un combate son pocas si su adversario conoce y domina la lista de movimientos de su guerrero. A pesar de que la lista de movimientos actual nos ha parecido algo escasa, si que nos ofreció una nueva y mejorada experiencia de juego, ya que no solo teníamos que tener en cuenta el realizar un buen bloqueo, esquivar y atacar. Ahora contábamos con el factor de estrategia para saber cuándo aprovechar el momento y realizar un potente combo con el que eliminar a nuestro rival. Machacar botones como un loco solo os llevará a morir.

fh__gc2016_raider

Nos ha encantado también la posibilidad de poder ejecutar a nuestros enemigos. Aún sin saber si en la versión final del juego los personajes podrán desbloquear nuevas ejecuciones, el hecho de poder ejecutar a tu rival tras un duro duelo es una sensación increíble. Además, podemos realizar distintos gestos con los que vanagloriarnos.

Con respecto al rendimiento, el juego ha ido increíblemente fluido, con gráficos al máximo y otorgándonos una tasa de 60 FPS no hemos tenido ningún tipo de problema. Esto también nos ha sorprendido, por que esperábamos zonas con mala optimización y no ha sido así. La experiencia ha sido agradable y gratamente sorprendente.

1VS1 – DUELO

Es hora de que entremos a comentar en profundidad los distintos modos de juego que han estado disponibles durante la prueba cerrada. El primero de ellos es el duelo, en el que dos jugadores se enfrentarán para obtener la victoria.

Los duelos tienen un máximo de cinco rondas, por lo que el primer jugador en conseguir tres rondas, se alzará con la victoria. En este modo de juego, se utiliza solo un pequeño segmento de los tres mapas disponibles en la alfa. Es un modo que nos ha gustado bastante y que puede servir de ayuda a otros jugadores para perfeccionar sus habilidades contra otros jugadores, ya que la presión de no saber si otro jugador enemigo a atacarte por la espalda no existe.

Estos duelos solo se pueden jugar en privado contra un amigo o contra un jugador al azar, es decir, no existe la posibilidad de jugar contra la IA a excepción de que una vez empezado el duelo, el jugador abandone la partida.

2VS2 – BRAWL

Este modo de juego es bastante parecido a los duelos, con la diferencia de que ahora serán cuatro los jugadores en partida. Al igual que los duelos, se utiliza un pequeño segmento del mapa para realizar los duelos.

En este caso, se empareja a los jugadores para que los duelos comiencen siendo uno contra uno en una parte del mapa. Los duelos comienzan simultáneamente y cuando un jugador elimina a su adversario, puede ir a ayudar a su compañero, convirtiendo la situación en un favorable (o desfavorable) dos contra uno.

4VS4 – DOMINIO

El modo estrella de la prueba cerrada ha sido, sin duda alguna, el modo dominio, donde dos equipos de cuatro personas se enfrentarán por el control del mapa. Este modo destaca por la existencia de tres puntos de control que los jugadores deberán de capturar para ir sumando puntos a su marcador.

Dos de los puntos (A, C) están pensados para ser capturados por los respectivos equipos nada más salir de su base. Sin embargo, el tercer punto (B) es el más problemático para ambos equipos. Cuando se inicia la partida, aparecen varios soldados que se lanzarán a combatir contra los soldados enemigos en el punto B. Este punto se captura dependiendo de que equipo haya avanzado más con sus soldados. Para que estos soldados avancen, los jugadores tendrán que adentrarse en el punto y acabar con los soldados enemigos de una manera rápida y sencilla. Los soldados enemigos, al no poder fijarse como los campeones enemigos, solo podrán ser aniquilados pulsando el ataque rápido o fuerte, muriendo al instante. Eso sí, los soldados nos atacarán y tendremos que vigilar nuestra salud para no morir.

El funcionamiento de este modo es sencillo: cuando un equipo captura un punto, suma cien puntos a su marcador y cada segundo, sumará dos puntos al mismo. Sin embargo, si un enemigo captura un punto controlado por nosotros, se nos restará cien puntos. El truco está en conseguir capturar y controlar el mayor número de zonas y conseguir que estos nos otorguen cuantos más puntos a nuestro marcador, mejor.

Cuando uno de los dos equipos llega a mil puntos, el sistema de juego cambia ligeramente y nos obliga a dar caza a los cuatro integrantes del equipo enemigo, sin que ellos tengan la oportunidad de reaparecer a no ser que uno de sus aliados les cure. Cuando el equipo que esté dando caza elimine a todos los jugadores del equipo enemigo, se alzarán con la victoria. Pero cuidado, porque un jugador enemigo puede dar la vuelta a la partida y capturar los puntos suficientes para que el marcador baje de los mil puntos y sus compañeros puedan volver a reaparecer.

El modo dominio ha sido el que más actividad ha tenido y con razón: con un equipo de gente coordinada, las partidas pueden ser lo suficientemente épicas como para no querer parar de jugar.

CONCLUSIÓN

La alfa cerrada de For Honor nos ha dejado muy buen sabor de boca. Es cierto que hemos sufrido algún pequeño error de conexión con los servidores que nos ha expulsado de las partidas, pero por lo general, la experiencia ha sido bastante agradable. Nos ha sorprendido incluso el hecho de que el cliente no nos haya dado ningún error grave. For Honor tiene un buen futuro por delante y esperamos con ansias una futura prueba para volver al campo de batalla. Nos hubiera gustado poder disfrutar de un pequeño adelanto de la campaña, como por ejemplo, un pequeño jefe al que hacer frente, pero la funcionalidad multijugador nos ha encantado.

Si quereis saber más sobre For Honor, podeis visitar la página web oficial del título. Desde GoMultiplayer, os invitamos a que visiteis nuestra sección de noticias sobre el título.

Share this article:

No Comments

No Comments Yet!

You can be first one to write a comment