AcciónArtículosBélicoCiencia FicciónNoticiasPCPlayStation 4ShooterXBOX One

Star Wars Battlefront y el poder de la simplicidad

Tras unos días de intensas batallas y combates en una galaxia muy, muy lejana, os traemos hoy nuestras impresiones de uno de los remakes más esperados por todos desde hace unos años, Star Wars Battlefront. Ya tuvimos una primera toma de contacto durante la beta multijugador, pero no ha sido hasta ahora que hemos podido sumergirnos en el producto final que no hemos podido sentirnos con el criterio suficiente para valorarlo. Así que si os parece, vamos manos a la obra y adentrémonos en el nuevo campo de batalla de Star Wars.

Antes de nada debo aclarar que soy un gran fan de Star Wars desde muy pequeño. Soy uno más de los que consumen, a veces hasta compulsivamente, todo lo relacionado con Star Wars. Además, también he pasado incontables horas jugando a los viejos Battlefront y a la saga Battlefield. Es por ello que Star Wars Battlefront es uno de los juegos que más controversia me han provocado después de mis primeras sesiones de juego. Por un lado, las ganas de disfrutar de Star Wars y por otro, esperar encontrar la influencia de los Battlefront previos y los Battlefield.

Y claro, a veces ir con demasiadas expectativas es peligroso, ya que te puedes encontrar con algo completamente diferente de lo esperado y que te genere un impacto muy negativo. Ojo, es verdad que Star Wars Battlefront es posiblemente el juego de Star Wars con mejor aspecto visual y sonoro hasta la fecha. Pero en lo referente a la jugabilidad nos sorprendemos al encontrar un título que poco tiene que ver con Battlefield y con sus antecesores de Battlefront. Y es que lo primero que llama la atención es como se ha simplificado hasta el mínimo común múltiplo la jugabilidad haciendo de Battlefront un juego simplista, que busca la inmediatez de la acción dejando de lado cualquier complejidad que pueda hacer que el jugador tenga que pensar más de un segundo como hacer algo. Esto para algunos puede ser bueno, para otros muy malo. (Recordemos el problema de las expectativas)

Es evidente que el juego ha sido diseñado pensando única y exclusivamente en los jugadores de consola, relegando a los de PC a un mero efecto colateral. Se nota en cada aspecto, en cada característica. El más destacable de primeras es el número de jugadores por partida. El máximo es de 40, 20 vs 20, muy alejado de los 64 jugadores que permiten otros títulos similares desde hace ya tiempo. Esto es un claro retroceso que resulta aún más irónico en el modo de batallas de cazas, limitado a 10 vs 10. ¿Por qué? Sencillo, por que solo puede haber 20 jugadores pero luego te encuentras la partida repleta de bots controlados por la “IA”. Dando situaciones en las que puede llegar a ser hasta complicado encontrar jugadores enemigos o uno tenga que ignorar a muchos enemigos hasta encontrar un jugador que da más puntos al morir. Eso sí, es una gozada volar y destruir naves al más puro estilo arcade, especialmente cuando controlas el Halcón Milenario o la nave de Boba Fett. Otro detalle negativo es la “genial” decisión de no ofrecer servidores dedicados y forzar a los jugadores a no tener elección alguna a que servidor jugar. Otra nota muy negativa en mi opinión.

A diferencia de los juegos en los que teóricamente se inspira, la dinámica de juego y de uso de habilidades especiales y vehículos resulta de lo más caótica. No puedes seleccionar aparecer en un vehículo sino que todo depende de pasar por encima de power-ups aleatorios que nos permitirán obtener equipamientos especiales o controlar un vehículo determinado en un momento dado. En partidas como las de asalto con AT-AT nos encontramos también con que la aparición es muy caótica encontrándonos muchas veces rodeados de enemigos tan solo aparecer. Y no, no me refiero a si seleccionamos la opción de aparecer con un amigo. Y es que esa es otra, si en Battlefield podíamos aparecer con un escuadrón de amigos. En Battlefront se ha considerado que un amigo ya es más que suficiente así que aunque nos permiten montar un grupo de 4 amigos para jugar, solo podemos estar “vinculados” a uno solo de ellos. Al final, todos estos cambios hacen, como he dicho al principio, simplificar al máximo la jugabilidad, aunque eso vaya en detrimento de la socialización.

A diferencia de la saga Battlefield, aquí según ganemos experiencia y subamos de nivel podremos adquirir cartas de juego que nos ofrezcan habilidades o equipamiento especial y luego adquirir nuevas armas. Las opciones no son muy variadas en este sentido, tampoco algo que podamos criticar mucho ya que no se puede esperar el mismo número de armas que en Battlefield 4 pero si que es cierto que aún dentro de Star Wars es bastante limitado el arsenal. A la hora de usar las armas no hay que comerse mucho la cabeza, tenemos pistolas, rifles, “ametralladoras” y armas de precisión, todas láser y que no precisan de munición pero que su cadencia depende de no calentarse. A excepción de las armas de precisión lo de apuntar es más estético que realmente efectivo. En cuanto a la personalización de personajes se limita a diferentes uniformes y luego decidir si queremos que nuestro personaje no lleve casco y muestre su rostro. En este sentido podremos mostrar personajes masculinos o femeninos con diferentes estilos y más adelante de otras razas a parte de la humana.

Metidos en faena, la dinámica es sencilla, muy, muy arcade. Aparecemos en el mapa en el respawn por defecto, o al lado de nuestro amigo, si tenemos uno asignado y a seguir el objetivo que tengamos según el modo de juego en el que estemos. Si hay vehículos opcionales tendremos que buscarlos por el mapa en forma de power ups que aparecen aleatoriamente. Esto lo vais a odiar mucho, especialmente cada vez que queráis coger el AT-AT y justo se os adelante otro jugador y os lo quite en vuestras narices. Esto puede llegar a ser muy frustrante si no somos suficientemente rápidos o tenemos suerte. Luego, vehículos como los AT-AT o los héroes son de uso limitado por un contador de tiempo y de vida. Así que aunque seamos unas máquinas de matar con Darth Vader, nuestro gozo solo será temporal. El control de los personajes es correcto y si podéis usar el jetpack es una gozada poder pegar buenos saltos para superar obstáculos y sorprender a nuestros enemigos. En cuanto a los vehículos y torretas el control deja mucho que desear, especialmente en cuanto a la hora de apuntar con las torretas y al control de los vehículos. Los cazas en los mapas de batallas de cazas mejoran mucho, aunque aquí se trata de fijar al enemigo y usar las habilidades de ataque y de maniobras especiales. En mapas normales como los de supremacía y asalto de caminantes la cosa se hace un poco más engorrosa.

Ojo, todo esto que en PC puede resultar negativo, estoy convencido de que en consola puede ser atractivo. La cuestión es que siendo el juego exclusivamente multijugador, al no contar con campaña ni modo historia, salvo unas cuantas misiones que se pueden jugar en solitario o junto a un amigo, da la sensación de que el juego se puede quemar en unos pocos días. Sé que las comparaciones son odiosas, pero si comparamos proporcionalmente este Star Wars Battlefront con el original, lanzado la friolera de 11 años, se queda muy muy corto en cuanto a jugabilidad. Visualmente como hemos dicho el nuevo es espectacular, pero ojo, otro detalle en contra es que si comparamos el tamaño de los mapas… Estos son muy pequeños en comparación a los de Battlefront 1 y 2. Como claro ejemplo el mapa de Hoth, que su nueva versión es muy reducida en comparación del original. Por no hablar de que podéis olvidaros de derribar a los AT-AT vosotros mismos, sino que ahora se nos ofrece un minijuego para poder controlar el gancho y dar vueltas alrededor de sus patas para que se caigan. ¿Mejor? ¿Peor? Cada uno tendrá que juzgarlo pero en mi caso esperaba mucho, mucho más.

Sea como sea, DICE y EA tienen previsto al menos cuatro expansiones de contenido descargable de pago y numerosas actualizaciones gratuitas que ofrecerán una mayor variedad. Quizás incluso nos ofrezcan la oportunidad de disfrutar de los mapas, unidades y vehículos de los Episodios 1 a 3. Sin olvidar que seguramente estarán reservando material dedicado al Episodio VII que se estrena en pocas semanas. Tal como ha sido diseñado el juego va a ser toda una máquina de hacer dinero estas navidades, pero no pasará a los anales de la historia de los videojuegos como si lo hicieron sus antecesores.

Queridos padawans, llegamos al final. Si sois fans de Star Wars jugar al nuevo Battlefront es algo inexcusable pero es mejor hacerlo sin prejuicios y buscando una jugabilidad simple y frenética sin espacio para pensar o elaboradas estrategias de equipo. Controversias a parte, ya sea en consola o en PC, os espero ahí, en esa galaxia muy, muy lejana, para luchar juntos o enfrentados en la eterna guerra entre el sendero luminoso y el oscuro de la Fuerza.

0 0 votos
Article Rating
Almogaver
Fundador de Go Multiplayer. Editor-Escritor-Community Manager-ComodíndeMilFacetas de la comunicación. Disfrutando de la pasión de los juegos multijugador y masivos online.
Or
Suscribirse
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

You may also like